10 consejos para crear infografías que aumenten tu visibilidad online

Las infografías llegaron disimuladamente al sector del marketing digital en varios campos profesionales, pero demostraron su eficacia en poco tiempo. Se han convertido en una de las mejores herramientas para atraer clientes y aumentar las ventas. Es por estas y otras muchas razones por las que no tenemos que dar por sentado esta utilidad y aplicarla en nuestra empresa siempre que tengamos ocasión. 

¿Qué es una infografía?

Para comenzar hablando de esta utilidad, se hace necesario conocer primero el concepto. Una infografía es un recurso de comunicación que combina  imágenes y texto con el fin de transmitir de forma resumida y creativa una información más compleja. Suele utilizarse en la promoción de productos o lanzamiento de ideas clave.

Se ha popularizado como una herramienta de gran eficacia gracias a una combinación magistral de imágenes, texto, gráficos, diagramas y vídeos Se podría incluir en las infografías algunos tipos de señales de tráfico, por ejemplo. ¿Verdad que todos entendemos lo que nos quiere decir con un solo dibujo y unos colores y/o números? Esto llevado al marketing digital (aunque requiere un poco más de maestría) es útil para mejorar el engagement de las publicaciones, aumentar la visibilidad online, contribuir a la reputación y a las ventas.

Aunque no ha sido hasta la llegada de internet cuando este recurso  de comunicación ha cobrado auge, lo cierto es que ya en 1858, la fundadora de la enfermería moderna hizo una inteligente combinación de texto e imágenes para fomentar una mejor higiene en el ejército. 

Esto sirvió de precedente para que las infografías se usarán en el sector médico. De hecho, seguro que las primeras infografías que recuerdas son las de tu centro de salud o cuando te enseñaban algo de higiene dental en el colegio. 

No hay duda de que la versatilidad de las infografías es una de las claves de su éxito, ya que con un poco de imaginación y creatividad es posible transmitir casi cualquier tipo de información. 

¿Qué debería incluir una infografía?

Una infografía debe estar bien trabajada y cuidar los detalles, como sucede con cualquier otro medio de información. Esta herramienta, tiene un rol estratégico dentro de un objetivo de comunicación, por lo que es necesario aplicar todos nuestros conocimientos de marketing y comunicación digital para conseguirlo.¿Qué elementos debe incluir una infografía para que dé buenos resultados?

Título

El título es lo primero que se ve y lo que atraerá –o no– la atención del espectador, en este caso, el cliente o usuario. Es necesario que sea corto, pero conciso y que deje ver claramente el tema y el objetivo de la infografía. 

Usa las infografías para días señalados que captan la atención de la gente y que se relacionan en cierto modo con tu negocio para conseguir una mezcla exitosa. Por ejemplo, si vendes comida para animales o mascotas, el día internacional del perro o del gato pueden ser buenas oportunidades para tu negocio. 

Recuerda: un título corto, pero claro. 

Texto

¿Dirías que una imagen vale más que mil palabras o que mil palabras valen más que una imagen? Es posible que cada uno tenga una respuesta diferente a esta pregunta, pero lo cierto es que en el caso de las infografías, ambos elementos son fundamentales. 

El texto tiene un propósito fundamental, ya que puede dar una explicación más precisa de lo que la imagen transmite. Por ello, es importante que en tus infografías incluyas un texto bien desarrollado, breve, pero muy claro. 

En ocasiones, hay conceptos que no se pueden explicar con imágenes solamente, por lo que el texto es fundamental cuando la simplificación máxima no es posible. 

Gráficos

Además de las imágenes que sirven para expresar algo fácilmente, los gráficos pueden ser muy útiles. Podríamos decir que las imágenes son el cuerpo de una infografía y que los gráficos serían el alma. Y es que los gráficos aportan estructura a la infografía y sirven para transmitir mejor muchos conceptos.

Ayudan a dirigir la atención a aspectos que se quieren destacar. Por ejemplo, imagina que realizas una infografía sobre los alimentos prohibidos en la lactancia. Puedes hacerlo a través de un gráfico en el que se vean las imágenes con sus nombres, sin más. Algo sencillo y concreto que deja ver muy bien lo que quieres explicar. 

Las fuentes

Una infografía es una herramienta de comunicación y como tal debe contener fuentes fiables de donde se obtiene la información. Por ejemplo, en el caso de los alimentos prohibidos durante la lactancia, debes fundamentar la afirmación sobre bases médicas confiables, ya sea en estudios realizados y comprobados o en páginas web. 

Esto es especialmente importante si tu empresa está relacionada con la alimentación, el bienestar o los productos para bebés. Aun en el caso de que no fuera así, las fuentes son consideradas de gran importancia al realizar infografías. Puedes usar estadísticas de periódicos o medios de comunicación fiables, entre otros. 

Otro de los aspectos que debes tener en cuenta a la hora de crear tus propias infografías es incluir el logo de tu empresa o una referencia a tu web para que quienes la vean tengan claro de a quién pertenece el mensaje. 

Lo mismo sucede si has incluido fuentes, menciónalas con el logo o la web en la que estén publicadas. Además, si tus infografías son de interés del público, lo más normal es que las busquen y quieran verlas cuando las publiques. Este es un punto importante que te hará ganar visibilidad online. 

Organiza bien la información

Aunque las infografías contienen texto, se trata de una herramienta que entra por los ojos, es decir, que la vista juega un papel fundamental. Por ello, es importante que dispongas la información de manera atractiva para el usuario y que se le haga fácil de distinguir el mensaje sin muchos problemas. 

Aunque estemos acostumbrados a leer de izquierda a derecha, un mensaje con otras formas, como circular o ascendente, puede ser muy interesante y llamativo. La imagen podría grabarse a fuego en la mente y relacionarla con tu empresa. Dependiendo del proceso que quieras describir, este sería un ejemplo válido, o tú mismo tienes la posibilidad de elegir otro. 

La legibilidad

Aunque una infografía debe ser escueta, piensa en tu público objetivo y en la morfología del lenguaje que utilizan. Si tu público es joven, te será muy útil usar el lenguaje inclusivo y términos que solo ellos conocen. En el caso de adultos, tal vez prefieras un mensaje y unos gráficos más serios y convencionales. Nadie mejor que tú sabe cuáles son las necesidades de aquellos usuarios que pueden convertirse en tus clientes. 

Sé coherente

Es cierto que, además de una potente herramienta, las infografías podrían incluirse en obras de arte, pero esto no implica hacer un amasijo de imágenes y textos sin sentido. Es importante transmitir un mensaje claro con pocas palabras e imágenes muy precisas. 

No quiere decir que todo deba ser breve, ya que si buscas ejemplos de infografías de empresas reconocidas, puedes ver que hay mucho texto y también muchas imágenes, pero siempre con un grado de coherencia equilibrado. No lo olvides, ya que es uno de los factores más importantes para ganar visibilidad. 

El equilibrio

Y siguiendo un poco con el punto anterior, es importante ser congruente. Es decir, si una imagen dice todo lo que quieres decir, ahórrate el texto, y viceversa. Si el texto puede explicar de manera más sencilla y resumida conceptos complicados que unos gráficos demasiado complicados no podrían, añádelo y olvida las imágenes. 

La unidad

Este es un imprescindible. Si hace falta crea varias infografías para varias cosas, pero es necesario que todo guarde una unidad que salte a la vista. Debe ser un diseño limpio y comprensible sin que implique mucho esfuerzo. 

De hecho, cada uno de los elementos de la infografía deberían entenderse de manera aislada, a la vez que conjunta. Todo forma parte de un todo, pero cada uno de ellos puede ser independiente. 

Conclusión

En lo que se refiere al marketing es importante no dar por sentado el valor y poder de las infografías, por lo que seguir estos consejos te ayudará a crearlas de la mejor manera posible, siempre con el objetivo en mente de aumentar tus ventas y tu número de clientes. 

En la actualidad la gente ya no quiere detenerse a leer largos textos para entender ciertos contextos, por lo que las infografías ya son parte esencial de la comunicación para las empresas. Tienen las ventajas de

  • Amenizar la lectura. 
  • Quedarse en la memoria. 
  • Sintetizar la información. 
  • Viralizar el contenido. 
  • Generan tráfico web a tu sitio. 
  • Refuerzan la identidad de tu marca. 
  • Hacen tu página web más atractiva. 

¿Qué más se le puede pedir a algo tan pequeño y sencillo?