Los creadores de Instagram abandonan el barco y dejan la red social en manos de Zuckerberg

Los fundadores de Instagram, Kevin Systrom y Mike Krieger, han anunciado casi por sorpresa su salida de la empresa. The New York Times dio el pistolazo a la primicia, que fue confirmada pocas horas después por el propio Systrom. En su comunicado apuntan que renuncian a seguir formando parte de Facebook con el objetivo de fomentar su creatividad e iniciar nuevos proyectos. En palabras de Systrom:
Estamos planeando tomarnos un tiempo libre para explorar nuestra curiosidad y creatividad de nuevo.”
Construir nuevas cosas requiere que demos un paso atrás, para entender lo que nos inspira y unirlo a lo que el mundo necesita; es lo que planeamos hacer.”
Por su parte Marck Zuckerberg, fundador de Facebook, ha elogiado en su comunicado a los fundadores de la red social más exitosa, deseándoles mucha suerte y esperando ver su próximo proyecto. No sin antes, alabar su trabajo en la empresa y dándoles las gracias por todo lo aprendido en los últimos seis años.

Creación y compra por parte de Facebook

Systrom y Krieger crearon Instagram en 2010 cuando decidieron reinventar un proyecto de app de registro de ubicación. Ambos se conocieron en la Universidad de Standford y se unieron para crear lo que conocemos como Instagram. Su éxito fue inmediato y rápidamente se popularizó en Sillicon Valley. La app fue bien acogida sobre todo por los filtros y tipos de lentes que convertían a cualquiera que tuviera un Iphone en un fotógrafo amateur.  Su éxito se extendió hacia los dispositivos Android y de un proyecto de apenas 13 personas ha pasado a contar con más de mil oficinas alrededor del mundo.
El gran cambio sucedió cuando en apenas dos años después de su creación, Zuckerberg adquirió la compañía por un valor de 1.000 millones de dólares. En ese momento la aplicación contaba con más de 30 millones de personas. En seis años, Instagram ha sido la adquisición más rentable que ha hecho Facebook. Su valor se ha multiplicado por cien y los usuarios a día de hoy ascienden a más de 1.000 millones. La adaptación a un mercado cambiante, la inclusión de los Stories y los Lives han hecho de Instagram la red social de moda.

Una salida un tanto polémica

La salida de los dos creativos no ha quedado exenta de polémica. Varios medios apuntan a las diferencias de pensamientos e ideas y al control continuo del director de Facebook. Las discrepancias se debían en su mayoría al futuro de la plataforma, ya que Systrom y Krieger luchaban por sus ideales e ideas en los nuevos cambios y directrices.
Si nos remontamos a principios de año, vemos como la historia que sucede actualmente con Instagram se repite. A principios de años y tras el escándalo de Cambridge Analytica, Jan Koum, creador y fundador de Whatsapp anunciaba su salida de la compañía. Koum renunciaba a su puesto por continuas discrepancias y el deseo de Zuckerberg por cruzar los datos de las dos plataformas y eliminar completamente la independencia entre ambas. Koum que se oponía dichos cambios acabó por abandonar Whatsapp.
A tener en cuenta, que el otro fundador de WhatsApp, Brian Acton, dejó también la compañía en septiembre de 2017 cuando descubrió que Facebook permitía que terceros hicieran un mal uso de los datos de los usuarios. A raíz del escándalo de Cambridge Analytica, Acton actuó como uno de los impulsores del #DelateFacebook.  

¿Qué le depara el futuro a Instagram?

Curioso o no, el escándalo por el uso indebido de los datos de los usuarios no ha salpicado a la app de moda. De hecho Instagram no ha parado de crecer continuamente. Por su parte, la red social de Facebook se vio envuelta por la polémica y muchos usuarios decidieron partir y cerrar sus perfiles sociales. No solo los usuarios tomaron medidas sino que la inversión en publicidad ha disminuido en los últimos meses. Instagram, como se ha señalado no se vio envuelta.
Hasta día de hoy, la app de compartición de fotos ha actuado como una red social independiente. Se conoce que los fundadores de la plataforma luchaban por mantener su visión y valores en los nuevos cambios y funcionalidades. Ahora solo hace falta esperar para ver qué le depara al futuro de Instagram y si ésta se convierte en un producto más sujeto a las directrices de Facebook. El tiempo dirá si el crecimiento en ingresos y en usuarios seguirá siendo el mismo que hasta ahora. Lo que está claro es que no tardaremos en ver nuevas iniciativas para la red social del momento que ahora está totalmente a merced de Facebook.
 

Deja un comentario

4 × 3 =